Últimas noticias

Información sobre el Comercio Exterior para Bolivia y el Mundo


PRONUNCIAMIENTO

 
 

 

COLEGIO DE INGENIEROS AGRÓNOMOS DE SANTA CRUZ – CINACRUZ: GARANTÍA DE CONTINUIDAD PARA LA EVALUACIÓN Y APROBACIÓN DE EVENTOS BIOTECNOLÓGICOS

 

Una vez más, las entidades de profesionales, asociaciones representativas de productores, agroindustria y el sector pecuario en su conjunto que trabajamos de manera directa y comprometida en la producción de alimentos, nos vemos en la necesidad de elevar nuestro pronunciamiento ante acciones populares de carácter judicial interpuesta por un grupo de personas, que pretenden eliminar el acceso a la biotecnología en nuestro país.

Como colegio de profesionales, recibimos con mucha satisfacción las intenciones de trabajar técnicamente en la aplicación de la biotecnología, sin embargo vemos con preocupación la lentitud en el proceso de adecuación de la normativa y ejecución del procedimiento correspondiente para la evaluación, validación y aprobación de nuevos eventos genéticamente modificados, que pese a tener disposiciones legales específicas e instrucciones expresas de la más alta autoridad del estado para avanzar en este tema, los resultados no son los esperados.

Esta situación, da lugar a que, personas ajenas a la actividad agropecuaria, bajo el pretexto de protección al medio ambiente y la salud humana, este planteando acciones populares que solo buscan confundir a la población pero sobre todo entorpecer y retrasar el uso de este tipo de tecnologías que son estratégicamente importante para el desarrollo agropecuario de nuestra región y del país en su conjunto.

Desde hace 15 años (2005), Bolivia produce soya transgénica con el evento 40-3-2, desde entonces los bolivianos consumimos una serie

de productos y sub productos derivados de la soya, como el aceite, margarina y otros. Así mismo la alimentación de animales para la producción de carne, huevo, leche y pollo tienen como base alimenticia la soya, la cual en su totalidad es transgénica.

Desde hace 14 años, vemos como los países vecinos avanzan a pasos acelerados en la investigación, aprobación y uso de nuevos eventos transgénicos, solo por citar un ejemplo, y Paraguay, Brasil y Argentina tienen más de 50 eventos transgénicos aprobados en los diferentes cultivos como la soya, maíz, trigo, frejol, caña de azúcar, algodón y otros; en Bolivia solo disponemos de 1 evento incorporado a la soya. Mientras otros países le ofrecen mejores condiciones tecnológicas a sus agricultores para hacerlos más competitivos y garantizar la producción de alimentos, en nuestro país seguimos discutiendo sobre la aplicación de una tecnología que es utilizada en más de 44 países del mundo, entre ellos Japón, Rusia, Estados Unidos, Suiza, Unión Europea, por citar algunos.

Desde hace 14 años el sector productivo cruceño ha venido ha venido pidiendo o más bien “suplicando”, la definición de políticas claras respecto al uso de eventos biotecnológicos en los cultivos estratégicos para la seguridad alimentaria, se han expuesto un sin fin de argumentos técnicos científicos sobre la seguridad del uso de esta tecnológica, como también se ha demostrado las ventajas productivas, económicas y sociales que conlleva la aplicación de la biotecnología en nuestro sistema agropecuario, sin embargo contrario a los argumentos técnicos se desarrollaron normativas inaplicables de carácter político bajo argumentos demagógicos y fundamentalistas.

Es hora de darle la importancia, la prioridad y seriedad necesaria que amerita este tema, es hora de dar solución a las necesidades y

pedido de los sectores productivos, es hora de escuchar y hacer prevalecer la vos de quienes trabajan en la producción de alimentos, es hora de trabajar con profesionalismo y responsabilidad.

En tal sentido, CINACRUZ como entre colegiado que aglutina a los profesionales del sector agrícola, preocupados por el desarrollo productivo de nuestro departamento, exigimos a las autoridades competentes la celeridad necesaria para la evaluación y liberación de eventos biotecnológico a fin de dar complimiento a las disposiciones legales vigentes y consecuentemente beneficiar y garantizar la producción de alimentos que en este tiempo de pandemia es de trascendental importancia para el país.

 

Santa Cruz, 31 de agosto del 2020